En esta PANTALLA encontrarás ALGUNAS ENTRADAS. Abajo del todo, CLIQUÉA "Entradas antiguas" y encontrarás más.

Cuando te agarren el CUELLO por DETRÁS...

Este es uno de los peores agarres que me han hecho nunca y contra el que no estaba preparado. Tuve que inventarme algo porque no conocía ninguna técnica como la que vas a ver ahora.
Lo que hice fue: 'empujarnos' hacia la pared que estaba detrás. Cuando su espalda chocó contra ésta, bajé mi barbilla hasta el pecho para luego volver a subirla bruscamente golpeando su cara con la parte posterior de mi cabeza, haciendo que la suya golpease a su vez contra el muro.  Eso le provocó, además de un intenso dolor, por delante y por detrás de su cabeza, motivado por el doble golpe, una gran hemorragia en la nariz. Inmediatamente después le dí un codazo en su estómago. Fin de la partida.